Historia

Pizarras Campo nace en 1923, dedicándose desde entonces a la extracción y elaboración de la pizarra natural. A partir de los años sesenta, es la primera compañía española en exportar  este material al Reino Unido, Irlanda y Australia.

La actividad pizarrera en España la inicio D. Demetrio Campo quien, puso en marcha lo que sería el germen de nuestra andadura empresarial, en la localidad leonesa de Puente de Domingo Flórez. Por el año 1960, su hijo D. Antonio Campo, se hizo cargo de la misma y fue pionero en la total renovación y puesta al día, tanto de las instalaciones como del sistema operativo y la estructura empresarial. Hoy en día la preside su hijo D. Antonio Campo Fernández, continuando con el proceso y adaptación a los nuevos mercados y tecnologías, convirtiendo así a PIZARRAS CAMPO en el sólido y ambicioso proyecto empresarial.

A lo largo de todos sus años de experiencia, este grupo familiar ha ido creciendo y evolucionando, adaptándose a los avances tecnológicos del sector, que han afectado fundamentalmente a la actividad de extracción.

Pizarras Campo está ubicada en las provincia de La Coruña, en Ortigueira. La empresa cuenta con cantera propia, a pie de la cual se encuentra la nave en la que se llevan a cabo los procesos de serrado, exfoliado, cortado y embalado. En la cantera trabajan aproximadamente 75 personas con una larga experiencia en el sector de la pizarra, que se vende recortada a diferentes medidas según la demanda del cliente, las necesidades de cada mercado y el uso al que vaya destinada (principalmente cubiertas, pavimentos y recubrimiento de fachadas ventiladas).

Entre los clientes Pizarras Campo se encuentran almacenes de construcción y constructoras, tanto nacionales como internacionales. Sus productos llegan a casi todos los mercados europeos y americanos, pero principalmente a Francia, Reino Unido, Irlanda y Dinamarca.

Diseño web Xerintel